Inicio / MIGRANTES / Deportado busca recuperar a su hija antes de que la adopten en EU

Deportado busca recuperar a su hija antes de que la adopten en EU

José Luis Hernández Torres fue deportado junto con 192 migrantes de toda el país, quienes solo fueron subidos a un avión que los trajo a Puebla, para finalmente terminar en la CAPU.

ATLIXCO, Pue.-“Fui deportado y ahorita quiero recuperar a mi hija”, fueron las palabras del jalisciense José Luis Hernández Torres de 43 años de edad, quien el pasado 23 de febrero fue detenido por agentes de migración de EU y apenas hace unos días lo deportaron a México.

José Luis relata que es originario de San Juan de los Lagos, Jalisco y durante muchos años estuvo trabajando en San Diego California como domador de caballos, durante el tiempo que ahí vivió se casó y procreó una niña, su esposa falleció en el parto y al momento de ser detenido le quitaron a la niña de un año, quien por el momento se encuentra a reguardo de un juez en Estados Unidos y a quien busca recuperar antes del 25 de mayo, de no ser así podría ser dada en adopción.

Relata Hernández Torres que cuando lo deportaron lo subieron junto con 192 migrantes de toda la República Mexicana, a un avión que los trajo a Puebla y de ahí a buscar el apoyo, recuerda que cuando llegó a la CAPU conoció a una persona que le dio asilo por unos días en Atlixco y es como tuvo paradero en este municipio.

Por el momento su mayor preocupación es su hija de un año de nombre Xochitl Alejandra, que de no mandar la documentación necesaria a Estados Unidos, el próximo 25 de mayo será puesta en adopción.

José Luis deambulaba por las calles de esta ciudad, en busca de apoyo para pagar el boleto de 900 pesos que lo llevaría hasta San Juan de los Lagos y así mandar la documentación necesaria para que la menor quede a cargo de sus hermanos que viven en Estados Unidos.

Durante toda su vida Hernández Torres asegura que se ha dedicado a la doma de caballos de alta escuela, y asegura que trabajó con caballos de El Chapo de Sinaloa, Joan Sebastian entre otros esto en la unión americana, desafortunadamente en México este trabajo no es remunerado.

Con el apoyo de algunos medios de comunicación se logró recaudar fondos para su traslado a la CAPU y posteriormente a Jalisco, de tal modo que le darían solución el pasado lunes.

Comentarios en Facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *