La migración

Continuamos hablando de los retos de la migración, y lo siguiente que quiero enfatizar es lo obvio: la familia que se fragmenta. Sin importar quién se va, es un miembro de la familia y esta, tendrá que adaptarse a vivír sin esa persona. Por eso hablaba la semana pasada, se experimenta un duelo desde que se echa de menos al familiar y se empieza a cambiar el vínculo.

Si la persona que se va es el padre, queda un hueco en ese rol y curiosamente, la madre comete el error -bastante frecuente-, de asumir que “la hace de madre y padre”, situación nada fácil y nada recomendable. Cuando una mujer asume este <<doble rol>>, usurpa funciones al padre, el cual mientras esté lejos, no debe descuidarlo, por supuesto, en la medida de lo posible.

migrantesEs aquí donde los programas sociales deben enfocarse; las problemáticas que a nivel macro se crean con estos movimientos micro: familias que quedan vulnerables; mujeres sin marido, hijos sin padre y padres sin hijos.

Toda migración debiera tener un propósito más grande que aquello que motiva a irse, la posibilidad, la libertad de decidir irse o quedarse en algún momento.

Dentro de los mismos retos se encuentra la planeación de esto último, asesoría financiera que promueva el regreso y la reinserción de nuestra gente, darle a sus ingresos un propósito con miras a tener esa libertad de decisión.

Amplia experiencia en este tema tiene esta servidora, entiendo la necesidad porque la he vivido 34 años desde adentro, vivir con un padre ausente no sólo es complicado, doloroso y difícil; veo a mi gente esperando el regreso de nuestra gente, miles de Caritas infantiles reflejan mi sentir, mujeres con el rostro de mi madre, esperando un año más y se les pasa la vida en ello, hijos varones que a gritos necesitan esa figura paterna y padres que mueren esperando el regreso de sus hijos. Me lastima profundamente hablar de migración, porque el tema lo conozco, como muchos. Nadie sabe del tema si no lo vive y no se sensibiliza. Urge poner atención a este fenómeno porque aunque se vayan, a donde vayan, siempre serán Mexicanos, y los que se quedan, también son motivo de atención.

¡Te dejo un gran abrazo y te deseo excelente semana!

Comentarios en Facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *