Inicio / OPINION / El Migrante / Al borde de la deportación

Al borde de la deportación

¡Nosotros no nos queremos ir al norte, ni a ningún otro lado!

Esas eran las palabras de una familia humilde que hace poco conocí, con sus caras tristes y casi llenándoseles los ojos de lágrimas hablaban con dificultad: “Vivimos en estas tierras porque aquí están nuestros muertitos, porque aquí hemos vivido toda la vida y porque lo único que sabemos hacer es trabajar en el campo”. Ya todos se están yendo, nos están dejando, ya pronto seremos los únicos viviendo en este pueblito, con este temporal que pasó no vamos a tener ni siquiera maíz o frijol, nos cuenta un sobrino que está en el norte y que ha estado al pendiente de nosotros que no hay trabajo, que hay un señor que quiere ser presidente y que si gana va a deportar a todos los mexicanos.

Esta es apenas una de las miles de historias que hablan de la triste realidad que viven algunas familias en la mixteca poblana y de muchas partes más de los países del sur, quienes dependen de las remesas de los migrantes que un día con suerte llegaron a USA.

En uno de tantos discursos antimexicanos que el precandidato por el partido republicano de apellido Trump, afirma que los migrantes que México exporta no son de la mejor calidad y por supuesto que está equivocado, todos somos seres humanos.

Por otra parte aunque el gobierno de México ha respondido a sus ataques, la solución sin dudas la debe poner este país, poniendo a funcionar sus recursos y me refiero a los financieros, económicos, naturales, legales, humanos y todos los que hay y pudiera haber.

deportacionCuando este país tenga el crecimiento económico suficiente no habrá necesidad de que su pueblo tenga que salir a humillarse, pero sólo se logrará cuando haya un ataque directo y frontal a la corrupción y a la impunidad.

Estados Unidos y Canadá tienen mares, igual México, esos países tienen gran extensión territorial,  México por igual, tienen bosques, volcanes, ríos, minas, petróleo y también nuestro país los posee.

¡Entonces! ¿Qué está pasando? Esos países tienen una constitución, México también. Allá se practican sus leyes, aquí a medias y a conveniencia. Esa es sin duda nuestro problema, así que quienes han causado la problemática han sido los gobernadores y presidentes, pero hablo de aquellos autocráticos, donde la democracia sólo la conocen como palabra del diccionario sin ningún sentido.

He hablado en publicaciones anteriores, de la necesidad de aprovechar los talentos usando los programas o proyectos de gobierno, he hablado  de la importancia de la psicología en los planteles para evitar la deserción escolar. He hablado de una concientización colectiva, y poder hacer de este país algún día, un mejor lugar para vivir y no vernos en condiciones de tener que salir. Para poder lograrlo es urgente un cambio de política por uno que funcione.

[¡El valor que nos hace salir, es el valor que nos hace volver!]

Comentarios en Facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *