Inicio / OPINION / El Migrante / Sin los libros, no tendríamos historia

Sin los libros, no tendríamos historia

Hace algunos días tuve el honor de conocer a una persona quien es la encargada de la biblioteca de Izúcar de Matamoros, de la red de bibliotecas del estado de Puebla; la Profesora, María Guadalupe Aguilar Ruvalcaba quien con un dejo de tristeza y nostalgia me contaba de las condiciones en que está departamento labora.

Y es que efectivamente las instalaciones que creo son de principio del siglo pasado y por tal motivo le  falta de mantenimiento a su techo entre otras cosas ya que se encuentra en malas condiciones.

Mencionó esto y saliéndome del contexto de la migración, ya que sin lugar a dudas es en esos lugares donde toda persona tiene la oportunidad de cultivarse, es ahí donde los niños aprenden y se motivan a echar a volar su imaginación y es esta precisamente la imaginación la madre de la creatividad, los libros son  y serán la herencia bonita de nuestro pasado presente y futuro.

Tengo un profesor de matemáticas que suele mencionar la importancia de las mismas como una ciencia que a dos mil años de sus inicios no ha cambiado nada, es su filosofía y muy acertada, pero gracias a los escritos de esa época es como se conoce dicha ciencia: Sin los libros no tendríamos historia.

Por eso la importancia de “cuidar” el patrimonio que hablará algún día de nosotros y la verdad que es triste no darle a estos espacios el valor que se merecen. En una publicación anterior en este semanario, mencionaba un compañero reportero las condiciones en las que se encuentra el archivo de San Vicente Boquerón, junta auxiliar en Acatlán de Osorio,  por desgracia dudo que sea el único a nivel estado y sería una decisión muy acertada si el gobierno estatal llevara una campaña de recuperación de dichos lugares. Pero y si no hubiese esa iniciativa por parte del estado, de igual importancia y reconocimiento sería que los mismos gobiernos municipales hicieran su parte.

Para finalizar, esta persona encargada de la biblioteca mencionaba de lo importante que es y será la creación de una hemeroteca y yo por mi parte y humilde observación, opino lo mismo.

“Sin los libros, no tendríamos historia”.

[¡El valor que nos hace salir, es el valor que nos hace volver!]

Comentarios en Facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *